Mary y Max, una de las mejores películas animadas que he visto

Le he ido cogiendo mucho gusto a ir escribiendo mi opinión sobre algunas de las cosas que me encantan, como lo es el caso del buen cine.

Lo más reciente, tras verme ‘Pájaros de Papel’ de Emilio Aragón, ha sido ‘Mary y Max’ del director de cine independiente Adam Elliot, un film animado en stop motion, con grandes cualidades no sólo en cuanto a la imagen sino también el deleite que produce a la vista cada escena creada.

No me gusta contar de qué trata la película, porque personalmente me parece irrespetuoso y de muy mal gusto, pero sí que les quiero recomendar ésto en su lista de pendientes a realizar. En pocas palabras es una obra maestra que con un estilo narrativo peculiar atrapa al espectador desde el primer minuto de proyección.

Es basada en una historia real y permite una comprensión mayor sobre algunos ‘desórdenes mentales’ como la agorafobia (miedo al exterior) o síndromes como el Asperger. Recibió las mejores críticas además de galardones como ‘mejor película animada’ en 2009 y una nominación en los premios Óscar en la misma categoría.

Creo que ha sido el que se desarrolle tan espléndidamente el tema del síndrome de Asperger, lo que más ha llamado mi atención, en varias ocasiones con mis amigos hemos hablado un poco sobre el tema, a veces tratando de comprender porqué somos como somos, algo apáticos con las personas que se consideran normales, mirándonos como si fuésemos un poco ‘locos’ o extraños, una sensación que al parecer todos con quienes comparto han tenido a lo largo de sus vidas.

Otro tema interesante que toca la película es sobre la religión y el ateísmo, la concepción de sí mismos, el amor, la depresión, el alcoholismo y la muerte.

Particularmente me identifiqué con los personajes, de algún modo es la escritura mi plataforma para interactuar de la forma tal cual soy con el mundo, aquí no me limito a la realidad y eso es maravilloso.

Ya saben, un recomendado más que les comparto, espero que cuando la vean la disfruten tanto como yo lo hice.

Marie