Santo Uribe Vélez, bendice a Colombia

Uribe. Paramilitares. SaludándoseMe acabo de ver una película que entrará en mi lista de favoritas y ciertamente recomendadas, se llama ‘God Bless America’ y no es para menos el título, pues hace falta un santo de los nuevos tiempos para arreglar la parafernalia que está instaurada no sólo en Colombia, sino en el resto del planeta.

Sé que muchos de los que por acá pasean no son de Colombia y no saben quién es el sacro-santo mesías del país, mejor conocido como Álvaro Uribe Vélez, ex-presidente y recientemente elegido como ‘El Gran Colombiano’ en unas votaciones que montó un conocido canal que se supone se dedica a hablar sobre historia pero que en los últimos años se ha empeñado en dogmatizar sobre los alienígenas y su papel en la creación del ser humano… sí, hablo de History Channel.

Hablo de la película y de la elección de tamaño santo colombiano porque recordé  mucho a Jaime Garzón, un periodista a todo dar y un ser humano sin igual, asesinado por decir las cosas como son, no tapar ni un poco la realidad y ese fue el pecado cometido en un país donde es más importante lo que va a ocurrir en la novela de las 9 p.m. que la locomotora de la megaminería que acaba con la tierra, la gente y por ende la vida misma.

La película tiene ese encanto sarcástico, irónico y certero, no duda ni un segundo de la acción a realizar, es directa y tiene un guión reflexivo y bien elaborado, nada a la ligera y mucho menos que deje un sabor amargo en los pensamientos pero sí que un gran peso en la conciencia.

No importa, le voy a prender una velita a Santo Uribe Vélez para que vuelva a ascender del infierno con su sabia política armamentista, porque sólo él sabe cómo darnos el primer puesto en países con desplazamiento de personas a causa de la violencia, sólo él sabe cómo manejar miles de hectáreas como el terrateniente que es, dividiendo el pan entre lo más favorecidos, asegurándonos que el miedo es la respuesta, que pensar no es válido porque nos convierte en guerrilleros.

¡Oh santísimo Uribe Vélez ruega por nosotros! Porque sólo tú eres santo entre los santos, mensajero divino de los dioses y máximo profeta de las políticas que aseguren una Colombia próspera para ser devorada por manos extranjeras que necesiten 200.000 litros de agua para extraer un gramo de oro, ¡ven prontamente a rescatarnos con tus batallones de Águilas Negras! Has caer a esos campesinos que protestan en el Catatumbo e impiden que la tierra sufra más daño, evitan que el agua se use para fines más grandes como la megaminería, enséñanos cómo tener nuestro dinero en paraísos legales y huir impunemente de las acusaciones de violación a los derechos humanos. Amén.

941730_10151751084859783_911682766_n

Mi última petición en medio de todo esto es que en serio busquen la película, sé que se amolda perfecto a muchas realidades en Latinoamérica y el resto del mundo, seguramente en algunos sitios más que en otros, pero si se ponen a pensar la misma estupidez se venden en todos los países como algo súper novedoso, somos como bestias salvajes esperando que nos engullan más dosis de idiotez comprimida, no olviden que los pocos que empezamos a pensar por fuera del marco somos señalados, si debe haber un rompimiento en la historia que sea por nosotros, no por ellos que quieren controlarlo todo, como con esos programas gubernamentales de vigilancia a los ciudadanos, recurriendo a la vieja estratagema de “es por el bien de todos”.

Aquí les dejo un enlace para que vean subtitulada la película online: (No copyrights infrigments intended)

God Bless America

god-bless-america

Espero que la disfruten tanto como yo lo hice, quería darles alguna crítica al respecto pero ya saben que odio contar adelantos o sucesos, así que mejor véanla.